Juez privilegió versión del novio y no reclasificó como feminicidio el caso de Lesvy
Foto: Brigada Humanitaria de Paz Marabunta

Foto: Cortesía Brigada Humanitaria de Paz Marabunta

Por Lucia Joselin Muñoz

“No queremos vivir en una ciudad como esta, no queremos vivir con autoridades como estas impartiendo justicia; que no garantizan la seguridad de las mujeres. No queremos señor Miguel Ángel Mancera vivir en su ciudad rosa que por más que la pinte, el color de la sangre va a estar debajo, y el rosa se va a teñir de sangre. Y esa sangre le ha ensuciado las manos y se las sigue ensuciando día con día, no queremos vivir en su ciudad de mentiras, donde la misoginia y el machismo el día de hoy recibieron un premio enorme, no queremos vivir en su ciudad de feminicidas...” 

Fueron parte de las palabras que diera el día de hoy, 10 de julio, Araceli Osorio, mamá de Lesvy Berlin Rivera, afuera del Tribunal Superior de Justicia de la Cuidad de México, luego de que el Juez de Control, Christian Ricardo Franco Reyes, se negara a reclasificar como feminicidio el caso de la joven encontrada sin vida el 3 de mayo pasado en Ciudad Universitaria de la Ciudad de México. 

La mamá de Lesvy lamentó que las instituciones de la Ciudad de México permitan la impunidad y la mentira, pues aseguró que durante la audiencia detectó al menos ocho mentiras de Jorge Luis González Hernández, novio de Lesvy, que el juez admitió como válidas argumentando una “leve variación de los hechos”. Una de las mentiras que denunció Araceli Osorio es que Jorge aseguró que cuando dejó a Lesvy en Ciudad Universitaria ella aún se encontraba con vida, sin embargo, ahora en la versión oficial sostiene que la vio quitarse la vida sin impedirlo.

Otra mentira que señala la mamá de Lesvy, es es que Jorge llamó a una persona de sexo femenino para indicarle que la joven estaba muerta, versión que ahora niega el acusado. Ante estas y otras mentiras Araceli Osorio se pregunta ¿Por qué el juez le cree al asesino de su hija? Aun cuando hay declaraciones que atestiguan violencia física y psicológica anterior por parte de González Hernández contra Lesvy, la señora Osorio también indicó que su hija presenta al menos siete lesiones que le antecedieron a la muerte.

Familiares de Lesvy, su representación legal así como organizaciones acompañantes, hicieron la petición de reclasificación al juez, presentando los elementos considerados como suficientes para que se reclasificara, según señalaron, sin embargo, el juez no quiso reclasificar, aseguró Luis Fernando Carmona, asesor jurídico de la familia, quien explicó que fue por un tecnicismo, pues al haber variación de los hechos debía realizarse una interpretación distinta, de tal manera que que auto (sentencia) vinculado a proceso no quedara como homicidio simple en comisión por omisión, sino que cambiara a feminicidio. 

La abogada Sayuri Herrera del Centro de Derechos Humanos Fray Francisco de Vitoria, reafirmó que se presentaron los datos de prueba que permitieran al juez reclasificar el delito, sin embargo, no lo hizo pues ignoró la perspectiva de género en este caso, además increpó que pese a las contradicciones en sus declaraciones, se privilegió la palabra del novio de Lesvy sobre la de familiares y testigos y concluyó:

“La batalla no es sólo de hoy, sino de instituciones que actúan fuera de la perspectiva de género, tenemos los elementos y la verdad está de nuestra parte, se tiene que reclasificar la acusación para que este hombre pueda ser juzgado como lo que es: el feminicida de Lesvy.”

Una integrante del Observatorio Ciudadano del Feminicidio aseguró que el juez cayó en contradicción pues, aunque reconocía la violencia, no concatenó, además, pese a que descartó la necropsia psicológica que sustentaba el presunto suicidio de Lesvy, aún así decidió no vincular por feminicidio a Jorge Luis González Hernández. La mujer explicó que dicha necropsia psicológica señalaba un estado emocional victimizante, siendo descartada por el mismo juez por discriminatoria, descalificante y por no contar con elementos. Además, señaló que hay muchos otros casos plagados de malas investigaciones que son un llamado a la impunidad:

“En México, en la Ciudad de México te pueden matar porque siempre habrá una autoridad del MP o judicial que lo va a banalizar, que va a decir que cualquier universitaria que toma o tiene alcohol es suicida.

Finalmente condenó que se manipulara mediáticamente al decir que existe un video donde se aprecia que Lesvy se suicidó, pues aseguró que dicho video no existe y que no hay ninguna prueba del suicidio, sin embargo, insistió que de lo que si hay pruebas es que la joven fue golpeada minutos antes de cometerse el feminicidio y exigió a Mancera que cumpla su palabra de redireccionar la investigación.

El asesor jurídico de la familia indicó que en los siguientes tres días realizarán una apelación para la reclasificación, asimismo exigirán peritajes al MP, al fiscal y al procurador, así como las diligencias necesarias para saber cuál será el rumbo de la acusación, indicando que se amplió el plazo de la investigación hasta el 10 de noviembre para fortalecer los elementos de acusación y presentar otros peritajes.

Foto: Carla Rios
Foto: Cortesía Carla Rios